Desayuno solidario alegra la Navidad

Festividad - Diciembre 2014

“Desayuno solidario” alegra la Navidad a más de mil niños de escasos recursos

Con el lema “Mil sonrisas conectadas en navidad”, más de 140 voluntarios de Tigo llevaron su alegría a niños de trece hogares de acogida.

Este viernes 19 de diciembre en el Coliseo John Pictor Blanco, se realizó por quinto año consecutivo el tradicional “Desayuno Solidario” organizado por Tigo y su equipo de colaboradores. En una iniciativa de solidaridad, los voluntarios de la compañía llevaron durante las fiestas navideñas su alegría y cariño a niños que viven situaciones de alta vulnerabilidad, ya sea por casos de abandono, orfandad o escasos recursos.

En esta oportunidad, son más de mil niños los beneficiados de esta iniciativa, quienes viven en casas de acogida o se encuentran en situación de calle. Desde muy temprano, los menores fueron recogidos en los veinte buses contratados y llevados hasta el evento, donde pasaron una mañana divertida con un desayuno, juegos, regalos y actividades recreativas. .Los pequeños que disfrutaran de esta chocolatada provienen de los siguientes centros: Aldeas Infantiles SOS, Hogar Padre Alfredo, Hogar Patio, Hogar Don Bosco, Hogar Mano Amiga, Hogar Niños del Maná, Hogar Niños María Jacinta, Comedor Enrique Bujold, Comedor Agua Viva, el Centro de Parálisis Cerebral y el Hogar Esperanza.
“Lo más importante es que todos y cada uno de los ciento cuarenta voluntarios de Tigo estuvieron allí para brindar todo su compromiso”, explica Nadia Eid, gerente de Comunicación y Responsabilidad Corporativa de Tigo. El “Desayuno Solidario Tigo” está instituido en el calendario anual de actividades de la telefónica y busca “reunir a tantos niños como sea posible con el objetivo de verlos sonreír juntos, lo que se convierte en un verdadero regalo de Navidad para nuestra ciudad”, afirma la gerente.
Pablo Fernández, Anabel Angus y Oriana Arredondo fueron los encargados de divertir a los niños, junto a los funcionarios de Tigo. En el evento los gerentes y trabajadores de Tigo grabaron sus manos en un lienzo gigante con los colores corporativos, formando un “Árbol de Manos”.
Como parte de sus políticas de Responsabilidad Corporativa, Tigo motiva el voluntariado en diversas actividades y campañas como muestra del compromiso con la sociedad y sobre todo, con la niñez. “Ellos representan el presente y futuro del país. Hemos preparado muchas sorpresas para ellos y quisimos hacer de esta fiesta un momento inolvidable para todos. Música en vivo, juegos, baile, premios, pero, sobre todo, mucho espíritu navideño”, enfatiza Nadia Eid.